Fabricantes de Casas de Madera

En nuestro país, los profesionales relacionados con el sector de la madera están organizados en asociaciones, una de las mas importantes llamada Asociación de Fabricantes y Constructores de Casas de Madera, fundada en el año 2000; esta formada por las mas importantes empresas del sector, y a su vez se engloba dentro de la Federación Española de la Industria de la Madera, que recoge a todas las empresas del sector.

Decididamente, es un sector en crecimiento porque el mercado tiende a revalorizar las construcciones hechas con materiales naturales, no sólo porque mejoran la calidad de vida, sino porque se pueden adaptar mejor a la incorporación de energías renovables.

Las construcciones en madera se pueden clasificar en tres grandes grupos; el primero de ellos corresponde a las viviendas modulares, que están consideradas jurídicamente como bienes inmuebles porque se elaboran en fábricas y se instalan en parcelas individuales. Estas construcciones se realizan sobre chasis muy robustos, y se pueden trasladar perfectamente en camiones hasta el lugar de destino. Así, se podrían volver a trasladar a otro sitio si así se quisiera en un futuro, pues son desmontables por piezas, y supone una gran ventaja de adaptabilidad según el gusto de los nuevos propietarios. Se construyen por módulos, y éstos pueden unirse si se requiere un espacio más amplio; en su base lleva además un aislante dotado de una barrera de vapor.

Por otro lado, encontramos las casas que se construyen directamente en parcelas, que están hechas de madera maciza, más resistente, y requieren de cimientos. A estas construcciones se les puede añadir además muros de mampostería; en cuanto a la cimentación, es similar a la manera tradicional, sobre una solera de hormigón. Por último, encontramos las casas que se construyen directamente en las parcelas pero que tienen una estructura de entramado más ligera, y las uniones entre las piezas son más sencillas, siendo el tiempo de construcción mucho más corto que las anteriores.

Además de las grandes casas de madera que se utilizan como vivienda (normalmente como casa de campo o de montaña), los fabricantes han diversificado el sector haciendo también más productos según la demanda del consumidor, y que van desde cenadores y porches, casas de la piscina, casetas de jardín para guardar herramientas, garajes prefabricados, casetas para animales y un sinfín de habitáculos. Además, los fabricantes se están poniendo al día en cuanto a nuevas tecnologías y tendencias del mercado; además de tener en cuenta la estética, comodidad, materiales, habitabilidad y propósito de la construcción, el aspecto bioclimático está ganando mucho terreno. Esto no es más que adaptar la casa al clima del lugar donde va a situarse, y para ello hay que hacer un estudio previo, realizado a menudo por el fabricante (es decir, por un técnico especializado que forma parte de la empresa). Así, se utilizará un tipo de madera u otro según sea la temperatura, la humedad, la insolación (incidencia de la luz solar), viento y condiciones micro climáticas, como por ejemplo si hay montañas alrededor, la orientación que debe darse a la construcción, si está cerca del mar, embalse, lago, o si va a estar en un paraje boscoso. De esto también dependerá si la casa se combina con otros materiales además de madera, como por ejemplo llevar una estructura de acero o reforzarse con materiales impermeables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.